Estantería llena de librosLeer… lo que para mi es un vicio, para mi hijo de 14 años es un martirio. Es mentira eso de que los niños copian lo que ven en casa… De lo que ven en casa copian lo que les mola, porque de momento mi ejemplo no le sirve. Según mi seguimiento de hábitos, he leído 20 páginas el 70% de los días (aunque seguramente será algo más porque algún día no lo habré anotado). Según mis estadísticas en GoodReads, una red social de lectura (si, ya lo sé que suena a frikada pero es un gran invento), este año ya he leído 19 libros y unas 7000 páginas (44 páginas al día de media), por encima del objetivo marcado (que sí, que ya he dicho que soy un friki). Leer es, para mi, un vicio. Pero a lo mejor alguien se pregunta… ¿Qué lees? ¿Qué sacas de provecho? ¿Dónde y cuándo lees? ¿De dónde sacas el tiempo? ¿Que te aporta tanta lectura?

Leer, leo muchas cosas diferentes y en varios formatos. Leo libros y artículos (esto no está en la estadística). Respecto a los libros, leo novela (principalmente novela negra) y leo libros relacionados con el trabajo y el desarrollo personal. Los artículos son de temas variados aunque vamos podría decir que principalmente leo blogs de datos (PowerBI, Excel, Visualización de datos), de presentaciones eficaces, de productividad/efectividad personal y de temas tecnológicos (vamos, de lo que trata esta web principalmente). El noventa por ciento de estos artículos llega a través de mi sistema de RSS que ya expliqué hace muuuucho tiempo (quizás debería actualizar dicho artículo). También leo periódicos, aunque me doy cuenta de que cada vez leo menos noticias y quizás más análisis y he de decir que sí, también soy lector de Marca.

Leer es productivo. Leer me permite aprender cosas nuevas, ampliar vocabulario, saber hacia donde se mueve el mundo, cuáles son las tendencias en mi mundo profesional, considerar opiniones diferentes a la mía… Leer me hace pensar. Es bueno para responder al trivial, «hacer de cuñado sabelotodo», poder seguir temas de conversción con la gente… Os voy a poner un ejemplo sobre vocabulario. Hoy me ha llegado este libro del Mago More a mi kindle y ya he acudido dos veces al diccionario (¿sabes que es lo contrario a la empatía? Pues yo no lo sabía hasta hoy). Leer me da ideas en las que pensar y sobre las que escribir, aunque no siempre sea capaz de publicar. Leer me permite crecer.

Leo donde puedo y casi siempre que puedo. Dependiendo de lo que me enganche una novela he llegado a estar esperando a mi hijo a la salida del colegio, en el coche y con el libro en la mano. Leo cuando tengo tiempo libre y me he encontrado a veces leyendo en la aplicación kindle del móvil cuando tenía tres minutos para no hacer nada. Leo en el baño, sí, mucha gente lo hace. Leo a ratos cuando estoy sentado en el ordenador. Leo como premio por haber cumplido un buen bloque de trabajo (leer es un premio, no un castigo). Aunque ya he dicho que no siempre leo 20 páginas al día, es cierto que en algún viaje y con alguna buena novela, he llegado a acabarme 400 páginas de libro en 24 horas. Y ojo, que yo hay noches que también caigo en la tentación absurda de ver videos estúpidos de Instagram y TikTok. No hay excusas en la falta de tiempo, porque tiempo tenemos para aquello que queremos hacer.

Y además, últimamente, me ha traído dos magníficas sorpresa. Pues la red social que ya os he mencionado me ha traído el contacto de dos escritores de novela negra que me han señalado sus libros y que han supuesto un gran descubrimiento. Por un lado la saga de Ander Crespo, escrito por Unai Goikoetxea (falta la tercera parte y no sé si ahora las dos primeras están accesibles porque ha firmado un contrato con una editorial que va a volver a sacar los dos anteriores) y que al escribir sobre Bilbao me hace pasear por alguna de sus conocidas calles. Por otro lado «Los olvidados», de Gonzalo Díaz, otra buena novela negra en un pueblo imaginario situado en la sierra de Madrid, muy cerca de donde yo escribo.

Nos leemos.

¿Te apetece aprender algo?

No somos Einstein ni Punset. Pero de Gestión Empresarial, Presentaciones Eficaces y Productividad Personal sabemos un rato.
Déjanos que te lo mostremos con un mail cada semana.

¡Enhorabuena! Ya has hecho una cosa buena hoy.